domingo, 16 de agosto de 2015

HOLA BABY...

"Recuerda esta noche porque marca el principio de nuestra eternidad..."
Permanecimos un largo rato envueltos en un abrazo que ninguno de los dos parecía dispuesto a terminar...

En el momento que sabes que vas a ser madre cualquier acontecimiento anterior se borra de tu memoria. No se tiene ni idea de lo que va a ocurrir a partir del nacimiento. Descubres cosas que nadie se había encargado de decir.

Pero notas una emoción a la que no estas acostumbrada, que te embriaga. Sin advertencia previa te pones de puntillas y le besas...el te rodea con sus brazos y te atrae hacia si. Torrente de emociones...

En ese momento sabes que mientras vivas debes encargarte de todas sus pruebas...las que tiene que pasar...mes a mes. No sabes como, pero te conviertes en madre...Tu hijo es tu amor incondicional "en la salud y en la enfermedad hasta que la muerte nos separe..."

Pero también supone el fin de la vida en pareja. Nos dedicamos en cuerpo y alma a la cosita que acaba de llegar y no tienes ganas de otra cosa...
Nunca volverás a dormir. Tienes que mentalizarte. Si eres de las que tomas café, los niveles en sangre se quedan a la mitad comparado con lo que debes tomar para mantenerte despierta.

Eres la víctima de la "paranoia mortal"... Cuando consigues que se quede dormido entre toma y toma, prefieres quedarte a mirar si respira...te crees que no lo hace y parece que esta muerto...Y hasta lo despiertas.

Cuando tiene la barriguita revuelta...es una pesadilla. Se traga alegremente un biberón con 140g de leche en polvo. Eructa y a los cuatro minutos...100g de los 140 caen sobre el sofá...sobre el suelo de la cocina...o sobre tu ropa.
Sus manos son buscadores sensoriales en espiral cuando se pasean por tu cara...No se que creen que van a encontrar pero es algo intuitivo y precioso.

Entonces entiendes lo que tus padres te decían, que aprenderías solo cuando fueras madre...pero a la hora de aconsejar la familia es muy pesada ...Todos saben todo y tu no sabes nada.

Te das cuenta que el amor no se limita a un conjunto de normas. Y que el premio a la maternidad es un sentimiento de amor incondicional que no se puede describir...
Hasta que no se experimenta no se sabe en qué consiste y después con la pareja se convierte en lo mejor que has podido imaginar...une para siempre.

eltranviadelamoda.com
the blog version web 


1 comentario :

  1. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar