domingo, 29 de mayo de 2016

EL ARTE DE DISCUTIR


No es casual que el término discusión tenga en castellano un sentido negativo, mientras que discussion en inglés apela al intercambio de ideas.
Es falsa la premisa de que la persona que más grita es la que lleva la razón.

Casi todo el mundo es capaz de defender con moderación su punto de vista en una reunión con extraños..- en el trabajo, en el banco....- pero esto mismo resulta difícil con la persona con la que compartimos techo y años de convivencia. Por qué se recurre tan a menudo al arsenal de reproches con la persona a la que más se ama?

Las batallas conyugales guardan siempre una relación con el poder. Por eso en el punto álgido de la discusión no se aceptan disculpas. Pocas veces discutimos para entender al otro....

Aunque nos arrepintamos, las heridas que se abren en una discusión en la que la adrenalina ha subido sin control....pueden tardar mucho en cicatrizar o incluso provocar ruptura.

Sin embargo hay una forma de agresión que puede tener un efecto devastador en quien la sufre: el silencio punitivo.

Cuando el conflicto de pareja no se ha resuelto una parte castiga a la otra con el silencio cuyo daño psicológico es mayor que recibir una tormenta de gritos..... La daga del silencio mata todas las razones y se utiliza para incubar en la víctima sentimientos de culpa y autodesprecio.

"El opuesto del amor no es el odio, sino la indiferencia"
ELIE WIESEL

Lo mejor de una discusión...la reconciliación...

eltranviadelamoda.com
the blog versión web


2 comentarios :

  1. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar