jueves, 13 de noviembre de 2014

ELEGIR EL MOMENTO.......DE TOMAR UN BAÑO


Es escoger sus efectos y beneficios. Al empezar el día es perfecto para revitalizar el espíritu y despejar la mente pero las prisas......apuran.  A media tarde es el momento ideal para acicalar la piel y la mente para un compromiso nocturno.....y por la noche nada mejor que sumergirse en el agua para vencer el insomnio y conciliar un sueño profundo y reparador.


Te metes en la bañera, sea el momento que sea y dejas primero que el agua fría caiga sobre tu cabeza. Con los ojos cerrados las sensaciones se agudizan y puedes percibir cada gota de agua recorriendote el cuerpo. Sientes los senos como piedras al contacto con el agua.


Mientras se calienta y se llena la bañera sientes otro hilo de agua bajando por tu espalda, después como una cascada...en la curva de tus glúteos recorriendo tus firmes piernas,.......hasta los pies.....un placer.


Estas en la gloria metida en este baño cleopatrico y sientes la regresión al seno materno. Podrías estar ahí toda una vida!!....y te tomas la copa que te has preparado.


Hasta que empieza la cuenta atrás y comienzan a golpear la puerta. Justo en un momento de relajación total, espuma perfecta,temperatura perfecta.....un ritual y al resto del mundo le apetece entrar al baño o simplemente hablar........y justo ahora? 


Cuándo crees que tienes derecho por lo menos a media hora para ti........se acercan a la puerta con preguntas totalmente estúpidas. El universo se vuelve contra ti.

Cuanto más dices no....más insisten y esta claro que vas a tener que salir del baño.


Y te dan ganas de llorar........de tristeza, de rabia de impotencia......y te das cuenta que no hay nada como diez minutos de buen llanto y sollozo. Porque una mujer cuando llora y solloza, su rostro se vuelve poderoso y terrible y libera toda clase de pensamientos y emociones.


Al final te da cuenta de una cosa......no pueden vivir sin nosotras!!!!



No hay comentarios :

Publicar un comentario